5 consejos para elegir bien sus muebles de oficina

5 consejos para elegir bien sus muebles de oficina

5 consejos para elegir bien sus muebles de oficina

Por fin, parece que todo está listo para mudarte a tu nueva oficina, todo gracias al flujo constante de negocios y a tus clientes leales. Es un momento memorable para cualquier negocio y el resultado de muchos esfuerzos. Por eso, quieres que todo quede perfecto.

Si bien la elección de un espacio de oficina es una de las decisiones más importantes en tu fase de crecimiento, los quebraderos de cabeza no acaban ahí. Todavía te queda una labor clave, elegir los muebles que van con tu espacio de oficina.

Después de visitar infinidad de tiendas especializadas, de ojear cientos de revistas de muebles y hasta surfear online buscando muebles de oficina, seguro que no lo tienes nada claro. Lo que sí está claro es que elegir los muebles correctos no es tan fácil como te imaginas.

Para empezar, debes elegir bien porque probablemente estarás en tu oficina de 9 a 5, cinco días a la semana, como mínimo. Elegir la silla o la mesa equivocada puede ser un desastre. Además, hay que tener en cuenta el presupuesto, ya que la calidad a menudo tiene un precio; lograr el equilibrio es todo un reto.

A continuación te indicamos cómo elegir el mobiliario de oficina adecuado:

1. Diseño de la oficina vs. Tamaño de los muebles

Sí, esa mesa de escritorio es muy bonita, ¿pero encaja? ¿Queda bien con el diseño general? ¿Hay suficiente espacio para abrir armarios y cajones? ¿Puedes circular por los despachos de forma fácil y cómoda?

Y no te olvides de la salida de emergencia: No permitas que sus muebles bloqueen el camino ya que esto representa un riesgo para su oficina (¡y hay que cumplir con las leyes de seguridad en el lugar de trabajo!).

2. Elegir la practicidad frente a la estética

Me encantan los muebles de oficina. Sin embargo, tengo recordarme a mí mismo que debo centrarme primero en la practicidad y luego en los elementos estéticos. Ambos son importantes, pero los muebles funcionales y prácticos son mejores.

Aquí están las preguntas que necesitas plantearte: ¿Tu mesa de despacho tiene suficiente espacio para guardar archivos? ¿Pueden tus muebles adaptarse a diferentes funcionalidades? ¿Hay suficiente espacio para tus piernas? ¿Escritorio normal o de pie? ¿Son muebles de fácil mantenimiento?

 


Quizás te puede interesar:


 

3. Céntrate en la ergonomía

Lo creas o no, los muebles pueden ser muy bonitos y tener una ergonomía deficiente. Algunas mesas son demasiado altas o demasiado bajas; algunas sillas de oficina son un martirio para tu espalda. Y, oh, ese dolor de espalda y cuello, a menudo viene causado por una mala postura y una silla nada ergonómica.

Invertir en ergonomía es bueno para tu productividad y la de tus empleados, así como para el bienestar general.

4.  Apuesta por la comodidad

Nos olvidamos, a menudo, de que vamos a trabajar en ese espacio, en esa mesa  y en esas sillas durante horas, todos los días, así que invierte en comodidad, ya que, al igual que la ergonomía, repercute en la calidad de tu trabajo y el de tus empleados.

5. No olvides el presupuesto

Elegir los muebles de tu oficina no es una tarea fácil. Si eliges mal, te quedarás sin presupuesto para los muebles que realmente quieres. Así que mantén en mente tu presupuesto e intenta mantenerte dentro de tus límites.  Por lo tanto, sopesa durante un tiempo las opciones antes de tomar cualquier decisión. Y si lo prefieres, contrata a un diseñador de interiores para que te ayude.



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Shall we call you?



Te llamamos...